COMIDA CASERA TODOS LOS DÍAS

viernes, 21 de septiembre de 2012

Más cocina casera con trampa: Tallarines con bolognesa

Inesperadamente tuvo mucho éxito el post anterior sobre la forma más fácil de cocinar para la familia sin tener que recurrir a la laboriosidad de una abejita. Es por eso que hoy decidí revelarles una de las trampas más comunes que yo hago.
Entiéndame bien: amo la cocina, e hice de esto mi profesión, pero muchas veces llego a mi casa a las 21 hs. y mi familia pretende una comida completa, no unos panchos o una pizza.

Lo pimero que debe hacer toda tramposa de la cocina es armar una buena lista de supermercado. Para ello, debe saber que hay productos que resisten el examen de alguien acostumbrado a comer casero y hay otros que definitivamente nos delatarían.
El primer producto delator es la salsa de tomates, he probado muchas (¿todas las nacionales?) y les aseguro que sólo dos resisten el análisis:

Sólo la cazadora y la scarparo de ésta marca valen la pena. Las demás son ácidas y con gusto artificial, que no puede ser mejorado. 
Con alguno de estos sobres, hoy la invito a que cocine estos...

TALLARINES CON SALSA BOLOGNESA

Muy fácil: abra el sobre de alguna de éstas dos salsas y colóquelo en una ollita mediana.

(Esta imagen no es mía, pero no pude determinar a quién debo darle el crédito)

Sin ponerla todavía en el fuego, agregue unos 300 grs. (para 4 personas) de carne picada.
Ahora, con las manos bien limpias, comience a "amasar" la carne dentro de la salsa, es para que quede bien mezclada y separada. 
Lleve la olla al fuego mediano mientras coloca una más grande con agua en otra hornalla. Allí va a hervir estos tallarines:


Puede elegir los más finitos, no hay problema, pero que sean Don Vicente, los de trigo candeal no parecen caseros. 
Cuando la salsa hirvió unos 15 minutos, coloque los tallarines en la olla (obvio agua hirviendo con sal), en 8 minutos van a estar listos. En total necesitó unos 25 a 30 minutos para volver a consagrarse como una eximia cocinera!


martes, 18 de septiembre de 2012

Tengo una duda... Usted cocina?

Estoy acá, sentada frente a la compu, pensando en qué receta les puedo compartir hoy, y tengo una duda: A usted realmente le gusta cocinar o se dió una vueltita por aquí porque ya no sabe qué ofrecerle a su familia?
Voy a postear una nueva sección (que podrá encontrarla por la etiqueta) destinada a solucionarle esa duda existencial que se genera cuando preguntan...

¿¿¿QUÉ COMEMOS HOY???

La receta fácil para no matarse en la cocina y quedar como una reina es: 

Pollo, colita de cuadril, peceto, lomo o cualquier corte tierno que tenga a mano A LA BOLSA
Lo primero que tenemos que saber, es que tenemos que tener siempre un paquete de bolsas de horno a mano. 

No es necesario que compre los saborizadores que vienen con la bolsa, pero si usted no tiene problemas económicos, le ahorrará tiempo y no tendrá que pensar en qué sabor le va a dar a su comida hoy.
Muy bien: supongamos que usted desea ser creativa: Tome el trozo de carne y colóquelo dentro de la bolsa. Si es un pollo, lo mejor será que lo corte en presas (4 u 8, depende del tamaño del animal). A continuación abra un paquete de sopa crema de cebollas o de tomates y vacíela dentro. Sacuda enérgicamente para que se distribuya. 
Si verdaderamente está inspirada, puede pelar cortar unas papas y unas cebollas en cuartos y ponerlas también en la bolsa. (Las frezz-orm son bastantes grandes). Unos trozos de calabaza y unas rodajas de zanahorias la consagrarían como eximia cocinera.
Ahora, coloque el paquete sobre una asadera e introduzca en el horno precalentado. Por favor, no lo cocine en el microondas porque queda como un puchero saborizado. 
Una colita de cuadril  mediana o un pollo de 2.5 kg le llevará algo así como 45 a 50 minutos. Un peceto alrededor de una hora.
Pasado ese tiempo, abra la bolsa, coloque en una bonita fuente... y no le cuente el secreto a nadie!
Pst! Yo suelo preparar varias bolsas, de las cuales cocino, por ejemplo dos (es lo que entra en el horno de mi casa) y dejo dos más preparadas en  el freezer. Cuando llego tarde del trabajo prendo el horno, saco una bolsa y la meto directamente. Por supuesto que tarda más porque está congelada, pero eso me da tiempo de hacer la tarea con los chicos

jueves, 6 de septiembre de 2012

Tarde lluviosa, tarde de chipá



Hace muchos años (más de 20), yo vivía en un pequeñísimo departamento y tenía por vecinas a unas chicas correntinas. La abuela de Verónica le mandaba todos los meses un bloque de masa de chipá freezado y ella lo compartía generosamente conmigo. Como en esa época ya me gustaba la cocina, también me mandó la receta, de la cual aún conservo el original.
La única modificación que le hice fué agregar un poco de queso rallado, porque me parece que el queso cuartirolo está un poco desabrido y ya no se consigue ese glorioso mantecoso, amarillento y bien grasoso.

RECETA DE CHIPÁ

3 tazas de harina de mandioca
150 grs. de manteca a temperatura ambiente
3 huevos
3/4 tazas de leche
200 grs. de queso cuartirolo
150 grs de queso rallado
sal y pimienta a gusto

Cortar el queso cuartirolo en cubitos
Batir los huevos apenas
Hacer un volcán con la harina de mandioca. Colocar el resto de los ingredientes en el centro y tomar la masa. No se desanime si parece muy dura y difícil de trabajar. Después de uno o dos minutos se une bien y no debe amasarla demasiado.
Forme bollitos del tamaño que más le agrade. A mi me gustan chiquitos, pero en Paraguay hacen unas zapatillas enormes.
Cocínelos unos 20 minutos en horno moderado a fuerte.
El centro debe quedar chicloso y la base dorada.
Se comen calentitos con mate bien amargo! (ahora, si usted pensó hacerlos para complementar una picadita... invíteme)

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More

 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | JCpenney Printable Coupons